Nutrición en el Embarazo

No se trata de comer más o comer por dos, como muchas mujeres creen, sino tener en cuenta cuáles son las necesidades nutricionales que requieren los cambios metabólicos de la madre y el adecuado crecimiento y desarrollo de su bebé. La madre debe consumir alimentos variados, balanceados y evitar el consumo excesivo de alimentos grasos, sal y carbohidratos.

Importante:

  • El consumo de productos dulces, refrescos, café, deberán ser moderados.
  • El consumo de bebidas alcohólicas está asociado a malformaciones congénitas.
  • La sacarina es un componente que puede cruzar la barrera placentaria.

Estos son algunos consejos para tener un embarazo saludable:

  • No beber leche no pasteurizada.
  • Lavar cuidadosamente frutas y verduras.
  • Evita comer alimentos crudos o poco cocidos de origen animal.
  • El aumento de peso varía de una mujer a otra, la mayoría sube entre 10 y 16 kg. Gana peso con moderación ya que un exceso puede complicar el embarazo.
  • Sólo necesitas una media de 200 a 300 calorías más al día, especialmente durante los últimos tres meses.

Tips dietéticos:

  • Intentar hacer 3 comidas al día.
  • Beber como mínimo de 6 a 8 vasos de agua al día.
  • No comer grasas saturadas ni productos demasiados grasos.
  • Comer fruta deshidratada y frutos secos.
  • Cocinar con poca sal.
  • No comer alimentos pre-cocidos (empanadas, papas fritas, galletas, dulces etc).
  • No tomar demasiado café ya que disminuye la absorción de hierro.

Más consejos…